Edimburgo

Llegamos a Edimburgo a la tarde, el plan era hacerlo a la mañana, pero quisimos quedarnos en Glasgow un poco más. Fuimos en tren de una ciudad  a la otra, que es rapidísimo, menos de una hora y tiene mucha frecuencia. Nos quedamos en el hotel Travelodge, que es un hotel económico y cómodo para recorrer la ciudad.

Apenas llegamos fuimos a recorrer la Royal Mile, llegamos hasta el Castillo, que ya estaba cerrado porque era tarde. Yo no pensaba entrar porque ya lo conocía de mi anterior visita a Edimburgo y Liza no estaba muy interesada tampoco así que seguimos recorriendo la ciudad.

20170706_180118_HDR

La cuadra del hotel tenia esa vista.

20170706_180134

Cafecitos divinos, ahi desayunamos las dos mañanas que nos quedamos en Edimburgo.

20170706_180521

Por la Royal Mile un lugar donde siempre es Navidad.

20170706_181114

Royal Mile, y los días grises continúan

20170706_182422

Victoria Street, tan linda!

20170706_183454

Grassmarket

A la noche fuimos a comer a un lugar que Liza había visto en frente del hotel, Vinyasa. Sirven comida india y al día de hoy fue una de las comidas mas ricas que probé en toda mi vida (de la mano con las delicias de Molana, un restaurant de comida persa en Mortlake). Más tarde tomamos un trago en No 1 High Street, un típico pub escocés donde había un grupo de vecinos tocando Folk. Fue genial.

20170706_220217

“La lluvia de hoy es el whisky de mañana” Optimismo escocés.

20170706_220742

Al día siguiente queríamos hacer algo diferente y se nos ocurrió visitar Leith. Liza había leído que era un nuevo área de diseño en Edimburgo y yo estaba entusiasmada porque las calles de Leith fueron escenario de Trainspotting. Fuimos en bus, es un recorrido corto desde el centro de Edimburgo. Caminamos. Caminamos mucho. Casi nada nos deslumbró en Leith. Sigo pensando que caminamos por las calles equivocadas. Para resumir un poco lo que sentimos, Liza me dijo “ya entiendo porque los chicos de la película tenían que drogarse constantemente, no tenían otra opción”. Todavía me estoy riendo.

20170707_141940_HDR

20170707_14203020170707_142239_HDR20170707_14375620170707_144658

Así que después de almorzar, volvímos a Edimburgo un poquito decepcionadas aunque yo estaba contenta de ver una cara distinta de la ciudad.

Fuimos al Museo Nacional de Escocia y nos encantó. Sólo por el edificio vale la pena una visita. Es precioso!

20170707_16373820170707_16370920170707_16202520170707_164937

 

A la noche fuimos a comer fish and chips ya que estabamos antojadas y después a tomar un trago a The Mitre, un pub muy copado con música en vivo y muy buen ambiente.

20170707_21480220170707_21370420170707_222624

Aprovechamos la última mañana y fuimos a la zona de Calton Hill para tener unas buenas vistas de la ciudad. También pasamos por el Palacio de Holyroodhouse y terminamos en el Museo de Edimburgo.

20170708_115835_HDR20170708_120025_HDR20170708_120330_HDR20170708_122003_HDR20170708_122943

20170708_125603.jpg

Una pastelería hermosa donde compramos cositas para la vuelta.

Lo que más me gustó de Escocia, fue lo amigables que son los escoceses y la música en todos lados. Lo que más me gustó del viaje, fue compartir tiempo con Liza y ponernos al día. Al mediodía nos despedimos, pero antes nos prometimos otra escapada pronto. Londres y Paris nos esperaban con sol y mucho calor!  Ambas agradecidas.

 

3 comentarios en “Edimburgo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s